Ultrasonido Estructural 4D

El ultrasonido estructural 4D es un estudio de alta complejidad en donde se evalúa la morfología fetal, con la finalidad de descartar malformaciones congénitas, se realiza idealmente entre la semana 18 a 25 de la gestación debido a que en esta etapa se obtiene la mejor resolución de las estructuras fetales.

¿Qué busca revisar el ultrasonido estructural 4D?

La revisión comienza con el cráneo a nivel encefálico, se corrobora la hoz cerebral, plexos coroides, sistema ventricular, talamos, cerebelo, cisterna magna, posteriormente se hace una revisión detallada de estructuras faciales en donde se evalúa la distancia interorbitaria, el cristalino, la integridad del labio y paladar (descartar labio y paladar hendido), columna vertebral, cuello (verificar que no haya circular de cordón) tórax, corazón en cuatro cámaras, frecuencia cardiaca, diafragma, hígado, estomago, vejiga, riñones, intestino y la integridad de la pared abdominal.

Se revisa la morfología genital (para saber el sexo del bebe)  Se verifica la integridad de las extremidades y se realizan medidas avanzadas de ellas. En forma adicional evalúa la placenta (madurez e inserción), líquido amniótico y se corrobora que el crecimiento del producto sea adecuado, con la edad gestacional y tablas de crecimiento.  La exploración es complementada con la exploración en cuarta dimensión para una mejor visualización de la cara y de estructuras anatómicas.